Un año después de La Línea, las aduanas siguen proceso de ordenamiento

Quique Godoy asumió hace dos meses como comisionado de desarrollo urbano y aduanas un cargo que antes no existía. (Foto: Wilder López/Soy502)

Quique Godoy asumió hace dos meses como comisionado de desarrollo urbano y aduanas un cargo que antes no existía. (Foto: Wilder López/Soy502)

El caso de defraudación aduanera conocido como La Línea que quedó desarticulado justo hace un año, contaba con toda una estructura que se favorecía del pago de sobornos a cambio de burlar los trámites aduaneros y de la que formaba parte el binomio presidencial del Partido Patriota, formado por Otto Pérez y Roxana Baldetti.

Después del gobierno de transición de Alejandro Maldonado, con la llegada de Jimmy Morales al frente del Estado se han buscado cambios en la Superintendencia de Administración Tributaria (SAT). No obstante, en las últimas semanas agentes aduaneros y pilotos provocaron varios bloqueos en diferentes puntos del país solicitando que se aceleren las gestiones aduanales.

"Los bloqueos vienen por el malestar entre los agentes y gestores de aduanas y porque los técnicos de aduana tienen más cuidado en algunas revisiones", señaló Enrique Godoy, comisionado de Desarrollo Urbano, Competitividad Local e Infraestructura Crítica

Godoy señaló que desde hace siete años en teoría se debió implementar un mecanismo de registro que se aceleró el año pasado tras el destape de La Línea. Además, anunció que se está llevando un proceso de "ordenación" en los emplazamientos con todas las instituciones involucradas y las nuevas personalidades que las integran.

"Dentro de ese desorden opera también el crimen organizado y si no se ordena, el desorden es lo que se requiere para hacer actos criminales", señaló.

Asimismo, con los cambios que vendrán a partir del 11 de mayo, Godoy espera que terminen los bloqueos.

¿Hay riesgo de una nueva línea?

Los nuevos cargos en la SAT, como el superintendente Juan Francisco Solórzano, tienen antecedentes profesionales como fiscales de investigación criminal de este tipo de caso y eso, según Godoy, facilita a la hora de encontrar nuevas anomalías.

Además, explicó que la gente tiene temor que lo que "haga por omisión o acción termine en caso penal".

18 de abril de 2016, 09:04