Banco Mundial, accionista de TCQ, tomará medidas al concluir proceso

El IFC del Banco Mundial es accionista de TCQ y en un comunicado de prensa explican que tomarán medidas si las acusaciones de corrupción que rodean el proyecto son verídicas. (Foto: Archivo/Soy502)

El IFC del Banco Mundial es accionista de TCQ y en un comunicado de prensa explican que tomarán medidas si las acusaciones de corrupción que rodean el proyecto son verídicas. (Foto: Archivo/Soy502)

La Corporación Financiera Internacional (IFC, por sus siglas en inglés), rama de inversión privada del Banco Mundial, y que es uno de los accionistas de la Terminal de Contenedores Quetzal (TCQ), aguarda por la conclusión del caso en contra de esta compañía portuaria para tomar medidas.

En un comunicado de prensa, IFC señala que toman muy en serio las acusaciones de la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG) y del Ministerio Público (MP) sobre el fraude y los sobornos que rodearon la contratación de TCQ para operar una terminal de contenedores en el Puerto Quetzal.

Si se concluye que las prácticas sancionables ocurrieron, IFC tomará las medidas pertinentes
Comunicado de prensa de IFC

Este usufructo, firmado a inicios de 2012 entre la Empresa Portuaria Quetzal y TCQ por 25 años prorrogables, y valorado en 177 millones de dólares, fue cuestionado desde el inicio por la poca transparencia con que se concretó.

No toleran corrupción

En el comunicado de prensa, IFC sostiene que no toleran la corrupción en los proyectos propios. “Nuestras empresas clientes deben cumplir con altos estándares internacionales de transparencia y rendición de cuentas. Requerimos de nuestros clientes que cumplan con la Ley”, indica el comunicado oficial de IFC, transmitido por la oficial de comunicación institucional, Vanessa Bauzá.

Sin embargo, el proyecto fue cuestionado desde el comienzo, ya sea por la opacidad con que se firmó, o por las dudas existentes sobre la operación dentro del Puerto Quetzal, pero principalmente por no existir un proceso de licitación internacional.

Juan José Suárez, gerente de TCQ, es acusado de estafa y se encuentra bajo arresto. (Foto: Wilder López/soy502)
Juan José Suárez, gerente de TCQ, es acusado de estafa y se encuentra bajo arresto. (Foto: Wilder López/soy502)

Juan José Suárez, gerente general de TCQ y ahora bajo arresto provisional, sindicado de estafa, dijo a finales de 2015 a Soy502 que el proyecto fue financiado con 126.2 millones de dólares, de los cuales 61.3 millones fueron proporcionados por IFC y el banco G&T Continental que aportó 40 millones de dólares. El resto habría sido aportado por accionistas particulares.

El proyecto requirió recursos frescos, en total 50.8 millones de dólares, que fueron aportados como fondos propios de Grupo TCB. Por su parte, IFC invirtió 7.7 millones de dólares adicionales. Por este monto, le fue otorgado el 15% de las acciones de TCQ. 

IFC señaló que vigilan de cerca el proceso en contra de TCQ, por el cual fueron arrestadas ya 14 personas acusadas de participar en la recepción de sobornos y el lavado de millones de dólares. Entre los implicados se encuentra el exbinomio presidencial del Partido Patriota.

21 de abril de 2016, 10:04

cerrar