Inmigrantes son el 51% de los emprendedores en EE.UU.

Uno de los fundadores de Uber es un inmigrante. (Foto: pestleanalysis.com)

Uno de los fundadores de Uber es un inmigrante. (Foto: pestleanalysis.com)

Un estudio realizado por la Fundación Nacional para Política Estadounidense, con sede en Arlington, Virginia,  ha determinado que el 51% de los emprendimientos en Estado Unidos valorados en mil millones de dólares o más, fueron fundadas por inmigrantes.

La fundación analizó 87 empresas que según el Billion Dollar Startup Club, una sección del periódico financiero Wall Street Journal, hasta enero de este año estaban valuadas por la citada cifra. Los autores del estudio usaron información y datos públicos de las empresas para crear biografías de los fundadores.

US $168
mil millones
valen las 44 empresas fundadas por emigrantes estudiadas.

Las 44 empresas fundadas por imigrantes, expone el estudio, suman un valor conjunto de 168 mil millones de dólares y en promedio generan 760 empleos en EE.UU. El estudio también estima que los inmigrantes ocupan más de 70% de los cargos clave en la gerencia o en las operaciones de desarrollo de producto en dichas compañías.

El autor del estudio y director ejecutivo de la fundación, Stuart Anderson, dice que los descubrimientos muestran que la economía de EE.UU. podría beneficiarse del talento de empresarios inmigrantes.

El discursos antiinmigrante

Mark Zuckerberg y Bill Gates se han sumado a muchos otros líderes tecnológicos que hacen un llamado para aumentar el número de visas H-1B que permite a los trabajadores extranjeros calificados permanecer en el país. No obstante, sus peticiones han encontrado resistencia de políticos como el precandidato republicano a la presidencia Donald Trump que apuntan a frenar el programa de visas de trabajo.

Los que están a favor de la regulación del capital humano extranjero argumentan que la inmigración beneficia en gran medida a la comunidad tecnológica, y que es difícil para las empresas contratar empleados no estadounidenses y que empresarios inmigrantes creen negocios debido a las restricciones de las visas.

Por otro lado, los detractores consideran que el sector tecnológico simplemente buscan mano de obra barata.

Lo único cierto es que las visas de este tipo tiene mucha demanda. La lotería de visas H-1B llegó a su máxima capacidad en una semana en 2015, según el Servicio de Ciudadanía e Inmigración de EE.UU. (USCIS, por si siglas en inglés). Las H-1B tienen un límite de 85.000 por año (65.000 son reservadas para quienes hacen una solicitud por primera vez y 20.000 para estudiantes extranjeros que se gradúen de universidades estadounidenses).

Según el estudio, los fundadores de las startups millonarias provienen con más frecuencia de India (14), Canadá y el Reino Unido (8 cada uno), Israel (7) y Alemania (4). Francia e Irlanda son el origen de cuatro de los emprendedores.

 

27 de marzo de 2016, 14:03

cerrar