Los cinco lamentos más comunes de las personas antes de morir

¿Qué vas a lamentar tú en tu lecho de muerte? Toma decisiones hoy para cambiar tu vida. (Foto: Servicios)

¿Qué vas a lamentar tú en tu lecho de muerte? Toma decisiones hoy para cambiar tu vida. (Foto: Servicios)

Bronnie Ware es una ex-banquera británica que con el propósito de no pagar renta, se dedicó a cuidar personas en sus últimos días. 

Escribió el libro The Five Regrets of the Dying y también dio un famoso TED talk titulado Viviendo sin Lamentos que resume la sabiduría de los moribundos que al ver hacia atrás, piensan: ¿qué haría diferente? 

1. "Ojalá hubiera tenido el coraje de ser yo mismo"

El lamento más común de las peronas es no haber tenido el coraje de vivir como ellos querían, sino para satisfacer las expectativas o deseos de alguien más. Si esto te suena familiar, es hora de que te preguntes: ¿a quién estás tratando de agradar y por qué?

2. "Ojalá no hubiera trabajado tanto"

Esta lección fue enfatizada a la autora por John, un viejito que le confesó que el haber pasado tanto tiempo trabajando le quitó la oportunidad de tomar el viaje soñado de su esposa Margaret. Crecieron los niños y surgió otra justificación para no atender aquel deseo. Ella casi le tuvo que rogar que bajara el ritmo de trabajo. Cuando finalmente cedió a la petición, ella estaba enferma y a punto de fallecer. Nunca se imaginó que el “mañana lo hacemos” es muy traicionero. 

John, en referencia a la inesperada muerte de su esposa dijo: “no tiene nada de malo querer mejorar tu vida pero la carrera por poseer más y más cosas y el deseo de ser reconocido por nuestros logros y posesiones, con frecuencia nos aleja de las cosas más importantes, como el tiempo con seres queridos, el tiempo para hacer las cosas que nos gustan y el balance.” 

A lo que Bronnie agrega: “una semana laboral de 80 horas no es saludable para nadie, incluso si ama el trabajo que hace.” 

3. "Ojalá hubiera expresado mis sentimientos"

Josezf, sobreviviente del Holocausto, le enfatizó esta lección a Bronnie cuando le confesó que nunca se había dado la oportunidad de auto conocerse. Lamentaba también no haber creado una relación amorosa con sus hijos. Solo les había enseñado como ganar y valorar el dinero. “Y ahora ¿para qué?”, se preguntaba.

Un "te amo" es más valioso que cualquier objeto material.

4. "Ojalá me hubiera mantenido en contacto con mis amigos"

La vida siempre encuentra la forma de ocuparnos en cosas que nos dificultan la posibilidad de dedicarle tiempo a nuestros amigos.

Esta lección es una de las más profundas porque, ¿de qué te sirve tenerlo todo si no tienes personas a tu lado? 

Cuando tienes algún problema, un amigo es mucho más importante que una cuenta de banco. 

5. "Ojalá me hubiera permitido ser feliz"

Bronnie se dio cuenta que muchas personas se rehusaban a ser felices por los lamentos del pasado, ya sea por los errores cometidos o por no haber logrado la vida que alguna vez se imaginaron. 

Con mucha sabiduría, Bronnie nos dice: “La libertad de ser tú es la mayor libertad que existe, sin importar dónde vivas.” 

Recuerda que ser feliz poco tiene que ver con cosas.

Más de Daniel Herbruger:

*Las opiniones publicadas en las columnas son responsabilidad de su autor, no de Soy502

06 de septiembre de 2017, 04:09

cerrar