"El mercado es nuestra vida, aquí sacamos adelante a nuestros hijos"

En La Terminal el ambiente es gris y lúgubre... cenizas, escombros, humo, olor a tristeza, a dolor, a pérdida.

En medio de la tristeza y la aflicción, los comerciantes de La Terminal afectados con el incendio iniciaron una batalla quizá más ardua que la propia labor de limpiar: buscar fondos para una nueva inversión, la única manera de sobreponerse ante lo ocurrido.

“Necesitamos crédito",  "un préstamo", "algo para comenzar” son las frases recurrentes.

La molestia entre algunos era evidente, en otros el sentimiento es de tristeza pues aseguran que, al pasar los días, todos se olvidarán de ellos.

La mayoría ya piensa en solicitar un crédito en el sistema financiero del país, los menos afortunados "prestarán"  a algún familiar o amigo y los más afortunados tenían una "reserva" que será el punto de partida para iniciar una nueva etapa.

La limpieza podría durar días, al menos 72 horas según el ministerio de Comunicaciones, a cargo del proceso de descombramiento y reconstrucción.

El edificio que alberga el mercado La Terminal aún no ha sido evaluado al 100 por ciento, por lo que las autoridades municipales no saben aún si será declarado inhabitable. 

Las paredes quedarón sensibles, no hay techo, no hay servicios básicos de agua o luz. 

Este será el camino más difícil, emprender de nuevo y con paciencia el proceso de recuperar su negocio. 

 

 

26 de marzo de 2014, 15:03

cerrar