• Seguridad

Las nuevas revelaciones del asesinato de la colombiana

  • Por Evelyn De León
La colombiana, María Carolina Laverde y la guatemalteca Gabriela Lucía Villacinda fueron asesinadas el 21 de octubre de 2017 en el bar "La Caguama" ubicado en el bulevar San Cristóbal, Mixco. (Fotos: Facebook) 

La colombiana, María Carolina Laverde y la guatemalteca Gabriela Lucía Villacinda fueron asesinadas el 21 de octubre de 2017 en el bar "La Caguama" ubicado en el bulevar San Cristóbal, Mixco. (Fotos: Facebook) 

Carol y Gaby, como las conocen sus amigos y familiares, fueron asesinadas el 21 de octubre de 2017 en el bar La Caguama, Mixco. El doble crimen ha llevado a equipos de investigación del Ministerio Público (MP) y la Policía Nacional Civil (PNC) a ir descubriendo una red que podría involucrar otros asesinatos, el tráfico de drogas y la trata de mujeres menores de edad y adultas.

Nueve meses después de los crueles asesinatos de la colombiana María Carolina Laverde y la guatemalteca Gabriela Lucía Villacinda las autoridades han capturado a tres personas.

Dos que habrían dispararon y el tercero que ayudó a transportar los cuerpos del bar a una cuneta en la entrada a Ciudad Peronia, Villa Nueva, de acuerdo a las primeras pesquisas.

  • EL DÍA DEL CRIMEN: 

¿Qué tenían en común Carol y Gaby?

Una persona cercana a la familia de Gabriela Villacinda contó que la guatemalteca le alquiló una habitación a la colombiana. Durante algunas semanas compartieron casa. Ambas eran madres solteras, pero Carolina no emigró a Guatemala con su hijo.

El día que fueron asesinadas estaban en el bar La Caguama. Según relatos tomados en la fiscalía la colombiana logró enviar algunas fotos, videos y audios de lo que estaba viviendo. 

La Fiscalía contra el delito de Femicidio no ha querido hacer pública la hipótesis de los homicidios debido a que la investigación no ha terminado.

La colombiana y la guatemalteca compartían casa. (Fotos: Facebook)
La colombiana y la guatemalteca compartían casa. (Fotos: Facebook)

Los capturados y su relación con los asesinatos

El primer capturado, Luis Fernando Cardona, permanece ligado a proceso desde febrero por femicidio.

El segundo, Antonio de Jesús Jérez alias “Tono”, capturado el 16 de julio; y la última Jenifer Beatriz Pérez Mercado, alias “la China”, arrestada en Santa Cruz del Quiché el 17 de julio.

De acuerdo a las pesquisas de la unidad contra Femicidios, alias “Tono” y la “China” habrían disparado a las dos mujeres en el interior del bar, luego de una discusión cuyos motivos no han sido revelados.

Mientras que Luis Fernando Cardona, sería uno de los guardaespaldas de Jérez alias “Tono” y colaboró trasladado los cuerpos a la entrada de Ciudad Peronia.

Los cuerpos de las mujeres fueron localizados en la entrada a Ciudad Peronia a cinco kilómetros de donde fueron asesinadas en el bar La Caguama. (Foto: archivo)
Los cuerpos de las mujeres fueron localizados en la entrada a Ciudad Peronia a cinco kilómetros de donde fueron asesinadas en el bar La Caguama. (Foto: archivo)

Los capturados y su relación con la trata de mujeres

En la investigación de los asesinatos también tuvo participación la Fiscalía contra la Trata de Personas. La portavoz del MP, Julia Barrera, confirmó que Jenifer Pérez “la China” es investigada y “la fiscalía en su momento solicitó la orden de aprehensión por el delito de promoción, facilitación y favorecimiento a la prostitución”.

Otros investigadores informaron que Jenifer Pérez y Antonio Jérez son propietarios de varios clubs nocturnos en Mixco, Guatemala; Chimaltenango; Quiché y Mazatenango, Suchitepéquez. Además mantienen una relación extramarital. 

Jenifer fue capturada en Santa Cruz del Quiché donde funciona uno de los night club llamado Queen´s, Las Reinas.

Este es el bar en el que Jenifer Pérez fue capturada. (Foto: Soy502)
Este es el bar en el que Jenifer Pérez fue capturada. (Foto: Soy502)

La madre de Jenifer también participa de esta actividad y fue capturada, pero un juez le concedió medidas sustitutivas y el día de la captura de su hija se encontraba en la casa allanada, informó un investigador.

Antonio de Jesús Jérez alias "Tono" y Jenifer Pérez alias "China" mantienen una relación sentimental extramarital y son propietarios de night club.
Antonio de Jesús Jérez alias "Tono" y Jenifer Pérez alias "China" mantienen una relación sentimental extramarital y son propietarios de night club.

De acuerdo a las pesquisas, en los bares mantienen a las mujeres adultas o menores bajo amenazas y promueven la prostitución de manera violenta.

Las pocas mujeres que han hablado algo de lo que han vivido describieron que la pareja las contrata por un salario y aunque ellas ganen más no tienen derecho al pago extra de lo pactado con ellos.

Una línea de investigación también está determinando que Jenifer y Antonio han logrado captar no solo a mujeres guatemaltecos sino extranjeras.

19 de julio de 2018, 05:07

Comentar
cerrar