12/06/2021

  • Mundo

Los expertos de países más afectados que dan la cara ante el Covid-19

  • Por AFP
10 de abril de 2020, 09:04
Son casi 100 mil personas que han muerto alrededor del mundo a causa del Covid-19 (Fotografía: CNN)

Son casi 100 mil personas que han muerto alrededor del mundo a causa del Covid-19 (Fotografía: CNN)

Eran poco conocidos antes de la crisis del coronavirus. Pero estos expertos se han convertido en un rostro familiar en sus países respectivos al tratar de explicar la pandemia a las poblaciones confinadas. Incluso uno de ellos se contagió del Covid-19.

Médicos, investigadores o jefes de servicios de emergencia, se han vuelto la cara y la voz de una crisis sanitaria que azota a todo el planeta.

ESPAÑA: Fernando Simón, el médico en cuarentena

El coronavirus que cada día analiza en la televisión, con su voz afable y ronca, ha acabado por atraparlo. El director del Centro de Coordinación y Emergencias Sanitarias, el doctor Fernando Simón cayó enfermo a finales de marzo, pero ha seguido compareciendo en videoconferencia desde la habitación donde está aislado.

Tras varias ruedas de prensa interrumpidas por ataques de tos, el epidemiólogo de 57 años dio positivo a la COVID-19. El experto pidió luego disculpas por la rapidez con la que se le había sometido a las pruebas, mientras otros enfermos "tienen que esperar días" para conocer los resultados.

Este médico de estilo informal intenta ser simple y pedagogo. También es muy prudente, demasiado según otros epidemiólogos que lo han criticado por aconsejar demasiado tarde las medidas drásticas de confinamiento.

No es la primera crisis para este médico, que ha ejercido en América Latina y África, en la Unión Europea y la Organización Mundial de la Salud: en 2014, estuvo a cargo del seguimiento nacional de la epidemia de Ébola cuando dos misioneros españoles murieron en un hospital de Madrid.

ESTADOS UNIDOS: El doctor Fauci, o el arte de meter en cintura a Trump

El doctor Anthony Fauci, experto mundialmente reconocido sobre enfermedades infecciosas, ha tenido que desarrollar un nuevo talento en la lucha contra el virus: el arte de meter en cintura a su jefe, el presidente de Estados Unidos, sin dañar su autoridad.

Casi cada día, este especialista en inmunología, de aires sosegados y estilo académico, comparte una tribuna con Donald Trump para dar el parte, ante los medios, de la situación sanitaria.

Director del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas desde los años 1980, Anthony Fauci, de 79 años, se ha destacado por su lucha contra numerosas epidemias, del SIDA al Ébola, siempre bajo el principio de proporcionar informaciones fiables a la población. Frente a la pandemia de la COVID-19, sigue la misma consigna, incluso si eso le obliga a contradecir a Trump, quien en un primer momento minimizó la gravedad de la crisis.

Le digo cosas al presidente que no quiere oír y he declarado públicamente cosas diferentes de las que él asegura. No quiero comprometerlo, ni jugar a quién es más duro, solo explicar los hechos.
Fauci
, doctor en Estados Unidos.

CHINA: Zhong Nanshan, la autoridad que el régimen necesitaba

En el país donde irrumpió la COVID-19, nadie es más escuchado que este epidemiólogo de 83 años, que dirige el equipo a cargo de la epidemia en el ministerio de Salud.

Se trata de un destino más bien inesperado para este científico de Cantón que lanzó la alarma en 2003, durante la crisis del Síndrome Respiratorio Agudo Severo (SRAS), y habló públicamente del alcance de esta epidemia, cuando el gobierno trató de disimular la información durante seis meses.

Portavoz extraoficial de Pekín en la lucha contra el coronavirus, su estilo directo fue una "elección natural" para el régimen de Xi Jinping, que no quería volver a levantar sospechas de ocultación tras la epidemia de 2003, según Zhao Litao, investigador del Instituto de Asia del Este en Singapur. 

A finales de enero, fue Zhong Nanshan quien confirmó la posibilidad de transmisión entre humanos del nuevo coronavirus, lo que desató el pánico en todo el país. Poco después, la ciudad de Wuhan, epicentro de la epidemia, fue puesta en cuarentena.

  • ADEMÁS:

ITALIA: Angelo Borrelli, de los sismos al virus

Cada tarde a las 18:00, es la hora de escuchar a Angelo Borrelli, responsable de la Protección Civil. Este excontable de 55 años detalla la situación sanitaria en el país: enfermos hospitalizados, en cuidados intensivos, sanados. Y para acabar, el número de decesos del día.

En la Protección Civil desde 2002, este veterano de catástrofes, inundaciones, terremotos... es considerado por los italianos como uno de los suyos, y no como parte de la élite inaccesible.

A una nación cada vez más atemorizada, le pidió que "no se dejara llevar por el pánico". Pero cuando el 25 de marzo, fue sustituido por uno de sus adjuntos, saltó la alerta: si incluso Borrelli estaba enfermo, ¿quién no lo iba a estar? Al final, un nuevo test dio negativo.

  • ENTÉRATE:

Comentar
cerrar