11/08/2020

  • Mundo

Mary Mallon, la cocinera que vivió más de 25 años en cuarentena

  • Con información de Infobae y The Conversation
12 de mayo de 2020, 06:05
Mary no tenía síntomas de tifoidea, sin embargo, portaba la enfermedad y podía contagiarla (Foto: IrishCentral)

Mary no tenía síntomas de tifoidea, sin embargo, portaba la enfermedad y podía contagiarla (Foto: IrishCentral)

Muchos la conocían como "María Tifoidea". Mary Mallon transmitió la tifoidea a muchas personas a quienes les cocinaba. No tenía síntomas, sin embargo, portaba la enfermedad y podía contagiarla. 

Nació en 1869 en Cookstown (Irlanda del Norte), en 1884 emigró a Estados Unidos. En 1900 empezó a trabajar como cocinera en una casa en Mamaroneck (Westchester, Nueva York). En menos de dos semanas, todos los residentes contrajeron fiebre tifoidea.

En 1901 se mudó a Manhattan y trabajó para varias familias acomodadas, que también enfermaron de la misma dolencia al poco tiempo de llegar ella a sus casas.

  • TE PUEDE INTERESAR:

En 1906, consiguió empleo con la familia del banquero Charles Warren, que pasaba sus vacaciones de verano en Long Island. Seis de las once personas que ocupaban la casa –la esposa de Warren, dos de las hijas, dos doncellas y el jardinero– enfermaron de fiebre tifoidea.

Esta enfermedad estaba vinculada a barrios pobres en los que el hacinamiento y la falta de buenos servicios higiénicos, provocaban serios problemas sanitarios. Así que el dueño de la casa contrató los servicios del ingeniero sanitario George Soper, especialista en brotes de fiebre tifoidea. 

Soper rastreó el historial de Mallon y descubrió que había trabajado para otras siete familias y que en esas casas se habían declarado veintidós casos de esa enfermedad, provocando la muerte de una niña.

  • LEE ADEMÁS:

El ingeniero contactó a Mary, pero ella se negó a cooperar. Así que el Departamento de Salud de la Ciudad de Nueva York intervino y le tomó muestras, las cuales confirmaron la presencia del bacilo Salmonella typhi en su cuerpo, aunque nunca había mostrado ningún síntoma.

En 1907 fue arrestada y confinada en la isla North Brother (frente a la costa del Bronx, Nueva York) en nombre de la seguridad pública. En 1910, un nuevo inspector de salud decidió levantar la reclusión a Mary con el compromiso de que no volviera a trabajar como cocinera.

Pero Mary no cumplió su promesa: volvió a trabajar bajo el nombre de Mary Brown. El nuevo brote de fiebre tifoidea en la Maternidad Sloane de Manhattan afectó a veinticinco personas y dos de ellas fallecieron. Las investigaciones condujeron hasta la cocinera. La opinión pública se puso en su contra apodándola, Tiphoid Mary, “María tifoidea”.

Las autoridades del Servicio de Salud Pública pusieron en cuarentena total –por segunda vez en su vida– a Mary. Falleció durante ese exilio, el 11 de noviembre de 1938 por una neumonía.

*Con información de Infobae y The Conversation

  • NO DEJES DE LEER:

Comentar
cerrar