• Para Llorar

Joven mujer abordó el taxi equivocado y no vivió para contarlo

  • Por Soy502
12 de julio de 2019, 17:07
Joven mujer abordó el taxi equivocado y no vivió para contarlo en la Ciudad de México. (Foto: NTVN)

Joven mujer abordó el taxi equivocado y no vivió para contarlo en la Ciudad de México. (Foto: NTVN)

Daniela Ramírez Ortiz, de 18 años, salió el pasado 18 de mayo de su trabajo en una pizzería ubicada en Xochimilco, al sur de  la Ciudad de México, para reunirse con un grupo de amigos, pero nunca llegó.

Las autoridades confirmaron que abordó un taxi, desde el cual intercambió por WhatsApp mensajes de auxilio con un amigo. "Creo que el taxi me quiere secuestrar", escribió la joven y añadió que el conductor había tomado un rumbo distinto al que ella le había pedido. Desde ese día nadie volvió a saber de ella.

Los últimos mensajes que Daniela intercambió con su amigo fueron alrededor de la medianoche y fueron difundidos a través de redes sociales:

-Ayúdame.
-Pero, ¿cómo te ayudo, bebé? ¿Ya se paró?
-No y ya no se ve nada.
-No manches.
-Estamos por Parres, el Guarda (en la alcaldía de Tlalpan).
-¿Dónde es?
-Es pasando Topilejo. Ya pasamos el Ajusco (a aproximadamente 13 kilómetros del punto de partida de Daniela).
-Llama a una patrulla.
-¿Y qué le digo?
-Que te quieren secuestrar.
-Ayúdame. Por favor.

Búsqueda tardía

Fue solo el 9 de julio que la Procuraduría General de Justicia de Ciudad de México implementó un dispositivo de búsqueda en el poblado de Parres, a 26 kilómetros de donde Daniela abordó el taxi y donde se supo de ella por última vez. Ernestina Godoy, titular de la alcaldía, informó ese día que se habían localizado en la zona dos osamentas aún no identificadas.

Un día después, la procuradora señaló que faltaban hacer estudios y que en tres días, aproximadamente, se sabría la identidad de las víctimas.

El jueves, fuera de las instalaciones de la Procuraduría General de Justicia de la capital mexicana, un familiar de Daniela confirmó que una de las dos osamentas halladas pertenecía a la joven.

"Lo último que queremos decir como familia, que lo debió haber hecho la autoridad, pero venimos a hacerlo nosotros: sí, se trata de Daniela (una de las osamentas)", dijo el pariente de la joven.

El espontáneo vocero familiar reclamó por las filtraciones del caso a los medios de comunicación y por el hecho de no tener acceso a la carpeta de investigación.

Comentar
cerrar