11/05/2021

  • Fútbol nacional

El resurgir del mexicano César Villaluz en San Pedro de Guatemala

  • Por Rudy Martínez
09 de diciembre de 2018, 07:12

La vida y el fútbol se mezclan a la perfección en San Pedro Sacatepéquez, San Marcos, un municipio en el occidente de Guatemala a unos 245 kilómetros de la Capital y a una hora de Tapachula.

Sus calles son angostas, hay ventas de comida sobre las avenidas. No hay grandes centros comerciales, ni cines, la vida pasa agitada, pero sin sobresaltos.

  • TAMBIÉN...

La gente es cálida, un contraste perfecto al clima frío que predomina en la región. Los lugareños se dedican, en gran parte, al comercio. Su cercanía a la frontera con México hace más rentable el proceso de compra y venta.

El fútbol se vive con pasión, su representativo, el Deportivo San Pedro, milita en la Primera División (ascenso) y destaca siempre por su afición. "Ir al estadio y apoyar al equipo es parte de la tradición acá en San Pedro", cuenta un sanpedrano.

 

 

En el balompié guatemalteco, que intenta reponerse de una suspensión impuesta por FIFA, ha crecido la legión de mexicanos. Agustín Herrera, Carlos Kamiani Félix, Darío Carreño y Othoniel Arce son solo algunos ejemplos.

Es ahí donde el mexicano César Villaluz busca resurgir. El Torneo Apertura 2018 recién finalizó, el centrocampista se erigió como figura del equipo, aportó dos goles y enamoró con su talento como el creativo del equipo.

César Villaluz posó para Soy502 frente al Gallo, el monumento a la entrada del municipio. (Foto: Jenner Barrios/Colaborador)
César Villaluz posó para Soy502 frente al Gallo, el monumento a la entrada del municipio. (Foto: Jenner Barrios/Colaborador)

Era, quizá, lo que necesitaba. En San Pedro sale a la calle la gente lo saluda y le pide tomarse una fotografía. El mexicano se siente arropado, es la figura. 

En Chiapas, San Luis y Celaya, los clubes en los que pasó después de romperla en Cruz Azul, de donde surgió, no pasó eso. Tampoco en el Club Polideportivo Cacereño de España su anterior equipo.

 

 

Villaluz y compañeros como Giovani Dos Santos, Carlos Vela y Héctor Moreno le dieron el primer título a México en una Copa del Mundo, fue en el torneo sub-17 de Perú 2005, pero el fútbol no premió igual al canterano cementero. Hubo un momento en el que el fútbol lo olvidó.

Pero, César se enfoca en el presente y disfruta su momento. Durante la entrevista con Soy502 portó una camisola muy llamativa: mitad México, mitad San Pedro. A su llegada al equipo se formó la "Barra Chilanga" integrada por mexicanos radicados en el municipio que llegan a apoyarlo. 

 

 

El mexicano vive en San Pedro con su familia, la vida y el fútbol le sonríen. San Pedro no logró clasificar a la fase final del campeonato y tendrá que esperar el próximo certamen para intentar pelear por el ascenso a la Liga Nacional. 

Mientras, Villaluz suena para grandes de Guatemala como CSD Municipal, Xelajú MC y Siquinalá. Su futuro se definirá en los próximos días, a sus 30 años todavía tiene mucho fútbol para dar.

Colaboró para la realización de la nota Jenner Barrios.

  • TE PUEDE INTERESAR...

Comentar
cerrar