• Seguridad

Encontramos al esposo de la Fiscal, trabaja en el MP y esto nos dijo

  • Por Evelyn De León
Gilberto de Jesús Porres trabaja en el MP desde hace 10 años, ahora que su esposa es la Fiscal General, María Consuelo Porras, el fiscal dice que no renunciará. (Fotos: Wilder López/Soy502)

Gilberto de Jesús Porres trabaja en el MP desde hace 10 años, ahora que su esposa es la Fiscal General, María Consuelo Porras, el fiscal dice que no renunciará. (Fotos: Wilder López/Soy502)

Gilberto de Jesús Porres de Paz es el esposo de la Fiscal General, María Consuelo Porras. Están casados desde hace 24 años y considera que su mayor aventura juntos es compartir la vida siendo ella, jefa del Ministerio Público (MP) y él, jefe adjunto de la Fiscalía contra la Corrupción.

Gilberto Porres tiene 10 años de laborar en el MP, los últimos dos en la Fiscalía contra la Corrupción. Respecto de su relación laboral-familiar declara que después de un análisis jurídico concluyó que “no hay conflicto legal” para que siga trabajando en la fiscalía aunque su esposa sea la máxima autoridad.

via GIPHY

Porres de Paz accedió a ser entrevistado en su despacho. La seguridad en el lugar ya cambió, ahora sus escoltas permanecen al tanto de los visitantes al edificio.

Al entrar a su oficina, que permanece cerrada, uno de sus guardaespaldas anuncia la llegada y sale del lugar hasta que Porres ordena que siga con sus labores.

El fiscal adjunto contra la Corrupción abre su mini refri y la muestra vacía como diciendo que no tiene privilegios, solo se ve una botella de agua pura.

Gilberto de Jesús Porres en su oficina como fiscal adjunto de la Fiscalía contra la Corrupción. (Foto: Wilder López/Soy502)
Gilberto de Jesús Porres en su oficina como fiscal adjunto de la Fiscalía contra la Corrupción. (Foto: Wilder López/Soy502)

Su escritorio no es diferente al del resto de fiscales, expedientes lo rodean y al fondo una pequeña fuente y la figura de un Mickey Mouse decoran el lugar.

Como fiscal adjunto su trabajo, de acuerdo a su propia descripción, es “analizar algunos expedientes y coordinar el funcionamiento administrativo” de la unidad que co-dirige con María del Rosario Yela, la fiscal contra la Corrupción. 

Su pasado militar

Al hablar de su paso por la Escuela Politécnica se rehusa a ampliar lo que el Ministerio de la Defensa ya dijo donde se explicó que “no es militar y tampoco tiene relación laboral”.

Gilberto Porres, declaró: “Más allá no puedo informarles porque ya es de conocimiento público” y refuerza “no tengo vínculos con el Ejército”.

Soy hombre que me gusta hablar del presente, no puedo hablar del futuro ni del pasado porque eso a mi en el trabajo no me apoya
Gilberto de Jesús Porres de Paz
, Fiscal adjunto contra la Corrupción

El Ministerio de la Defensa confirmó que Gilberto Porres ingresó a la Escuela Politécnica en junio de 1983 donde fue aspirante a cadete, sin embargo él solicitó su retiro.

Para Mario Mérida, analista político y coronel jubilado hablar de los vínculos que podría tener Porres dependería del motivo de la salida y considera que si su apartamiento ocurrió por no adaptarse al ritmo de estudios o una mala experiencia “no tendría vínculo con la promoción”. Algunas personas que salen por bajo rendimiento sí crean la relación ya que consideran que siempre son parte del grupo, opinó Mérida.

Porres se graduó en la Universidad de San Carlos de abogado y notario y tiene estudios de maestría y doctorado en derecho penal en la universidad Mariano Gálvez.

  • LO QUE SE DIJO: 

¿Su relación podría ser un conflicto de interés en el MP ?

Muchas empresas prohíben el vínculo afectivo de pareja en el trabajo, aunque no hay nada que lo impida en la legislación. En el ámbito del MP el Reglamento Interior de Trabajo tampoco lo restringe, solo regula que los esposos no deben estar asignados en la misma dependencia administrativa.

“El problema es de carácter ético”, considera Luis Linares, analista en temas laborales de la Asociación de Investigaciones y Estudios Sociales (ASIES).

El artículo 40 inciso j del Reglamento Interior de Trabajo regula el aspecto laboral de los esposos en el MP.
El artículo 40 inciso j del Reglamento Interior de Trabajo regula el aspecto laboral de los esposos en el MP.

Linares opina que el esposo de la Fiscal General debería de solicitar una licencia “no se puede tomar y beber leche al mismo tiempo”, y menciona que uno de los factores en contra sería que el personal “va a considerar su posición (como esposo)”.

Pero Gilberto Porres declaró que él sigue trabajando igual, “sigo haciendo el trabajo que se me encomienda de parte de la jefatura”.

También explicó que realizó un análisis jurídico y concluyó en que “el ser humano debe hacer lo que no riña con la ley” e indicó que ser el esposo de la Fiscal General “me hace seguir trabajando igual con el mismo compromiso y tratando de hacer las cosas con disciplina en los actos laborales”.

Yo tengo un derecho adquirido y no pensé en renunciar, obviamente consideré que si había un conflicto legal yo debía renunciar. Pero analizando todo en ninguna encontré algún indicio que me dijera que debía renunciar al MP
Gilberto de Jesús Porres de Paz
, Fiscal adjunto contra la Corrupción

Gilberto Porres es un fiscal con una carrera en el MP que inició en 2008. Comenzó como itinerante, aquellos que van por asignaciones para cubrir vacaciones o suspensiones, y en 2010 luego de ganar el proceso de selección fue nombrado agente fiscal de sección, según consta en su expediente laboral. Nunca ha sido sancionado.

Inicié picando piedra
Gilberto de Jesús Porres de Paz
, Fiscal adjunto contra la Corrupción

Porres de Paz también integró el Consejo del MP por elección de sus colegas y permaneció de 2012 hasta 2014.

Aunque María Consuelo Porras trabajó en el MP no coincidieron en época, hasta ahora. 

En el MP hay otros casos de relaciones de parentesco esposos, hermanos, sobrino-tío, primos.

La vida de pareja: la enamoró con poemas

Gilberto Porres comparte que como pareja lo que más les gusta hacer juntos es estudiar, leer y también salir al campo: “Ella (la fiscal general) es muy estudiosa (...) se la pasa haciendo análisis” dice.

Porres recuerda cómo enamoró a María Consuelo Porras y confiesa que para él leer y escribir poemas es su pasión: “Le gustaron (los poemas) seguí estudiando Derecho y seguí escribiéndole poemas, de hecho todavía le escribo porque no debe de apagarse la llama del amor”.

Se conocieron cuando ella daba clases y era directora de una escuela y él trabaja para la embajada de Francia “ella me alentó a seguir estudiando Derecho”.

De acuerdo con Porres desde siempre han sido independientes en cuestiones de trabajo “los problemas del trabajo se arreglan en el trabajo y los de la casa se arreglan con la pareja en la casa”.

  • TE PUEDE INTERESAR: 

28 de junio de 2018, 05:06

Comentar
cerrar