25/06/2021

  • Ciencia

Xela: Nace el primer bebé a quien operaron por espina bífida en el útero de su madre

  • Por Fredy Hernández
08 de mayo de 2021, 13:05
El equipo Médico logró la corrección de la espina bífida del niño dos días antes de su nacimiento. (Foto: Stereo100 Noticias)

El equipo Médico logró la corrección de la espina bífida del niño dos días antes de su nacimiento. (Foto: Stereo100 Noticias)

Andrés es el primer bebé a quien, un grupo de médicos en Quetzaltenango, logró realizar una corrección de espina bífida cuando aún se encontraba dentro del útero de su madre.

OTRAS NOTICIAS: La historia detrás del primer trasplante de hígado en Guatemala

De acuerdo con información de Stereo100, en Quetzaltenango, un grupo de médicos llevó a cabo una intervención quirúrgica a un bebé cuando todavía estaba en el útero, para corregir espina bífida. Según los especialistas, es la primera cirugía de este tipo que se realiza en Centroamérica.

La madre del pequeño, Ericka Sosa, se encontraba en el quinto de mes de embarazo cuando recibió el diagnóstico, y para ella, las opciones en el país eran únicamente el manejo expectante y una posible cirugía correctiva después del nacimiento.

Sin embargo, el grupo de médicos le propuso realizar la cirugía correctiva dentro del útero, que desde hace cerca de 30 años se realiza en Estados Unidos y se ha replicado en países como Brasil, Argentina, México, Perú y Colombia, con cientos de pacientes tratados con éxito.

Los médicos detectaron la anormalidad durante el quinto mes de gestación de Andrés. (Foto: Stereo100 Noticias)
Los médicos detectaron la anormalidad durante el quinto mes de gestación de Andrés. (Foto: Stereo100 Noticias)

El beneficio de realizar esta cirugía en el vientre materno es disminuir el daño y secuelas en el sistema nervioso del feto, además mejora de calidad de vida en el futuro, en comparación de si se realiza después del nacimiento.

La cirugía de Andrés

El procedimiento quirúrgico se llevó a cabo el 5 de mayo en el Centro Médico La Paz de Occidente, con un equipo integrado por especialistas en medicina materno fetal, un neurocirujano y anestesiólogas obstétricas, quienes realizaron la corrección de espina bífida al feto, dentro del útero de la madre.

Dos días después, el 7 de mayo, se llevó la cesárea para el alumbramiento de Andrés, como fue llamado por sus padres. Según los médicos, el bebé nació sin complicaciones con un peso de casi cinco libras y 45 centímetros de talla.

Tanto la madre, como el niño, se encuentran en recuperación.

Comentar
cerrar