• Guate

Uaxactún, más allá del Observatorio Astronómico

  • Por Fredy Hernández
24 de marzo de 2019, 06:03

A 23 kilómetros del sitio arqueológico Tikal se encuentra la pequeña comunidad de Uaxactún, de las menos visitadas en la mayor parte del año, excepto en una fecha especial.

El festival del equinoccio de primavera es el evento que convoca a una importante cantidad de personas provenientes de las ciudades y departamentos cercanos de Petén, así como personas de otras nacionalidades que buscan estar en contacto con la naturaleza.

Esta actividad cuenta con el apoyo de varias entidades como el Instituto Guatemalteco de Turismo, el Consejo Nacional de Áreas Protegidas y la Asociación de Comunidades Forestales de Petén (ACOFOP)

El 20 y 21 de marzo se convierte en el lugar lleno de espiritualidad frente al Mirador Astronómico que alberga el Grupo E, donde los líderes espirituales realizan ceremonias antes de marcar el inicio de la primavera.

Desde la tarde del 20 de marzo empiezan a llegar los excursionistas, muchos de ellos estudiantes de diversos niveles escolares, para ser partícipes de esta conmemoración. La plaza central de la comunidad se convierte en un mercadillo en el que se exponen y venden platillos de la zona, productos a base de miel, muñecas de tusa y recuerdos elaborados en madera los que son fabricados por grupos de mujeres de esta comunidad.

El Mirador Astronómico es el principal atractivo durante el Festival de Equinoccio de Primavera en Uaxactún. (Foto: Fredy Hernández/Soy502)
El Mirador Astronómico es el principal atractivo durante el Festival de Equinoccio de Primavera en Uaxactún. (Foto: Fredy Hernández/Soy502)

Espectáculo natural

Pero la actividad que más esperada es la salida del sol el 21 de marzo. Desde la madrugada se inician las ceremonias a la espera que el sol aparezca sobre la estructura central del Mirador Astronómico, mientras los visitantes suben a la plataforma para observar la salida del sol.

El sol empieza a aparecer alineado al centro del Mirador Astronómico desde unos días antes al 20 de marzo. (Foto: Cortesía Rigoberto Ash)
El sol empieza a aparecer alineado al centro del Mirador Astronómico desde unos días antes al 20 de marzo. (Foto: Cortesía Rigoberto Ash)

Sin embargo, durante este 2019 el equinoccio de primavera coincidió con la luna llena y esto provocó lluvias que no permitieron observar la salida del sol, según las creencias de los comunitarios de esta zona.

La clave

Rigoberto Ash, trabajador del parque, reveló que la clave es llegar unos días antes para observar este fenómeno que se presenta desde el 18 hasta el 21 o 22 de marzo.

La comunidad de Uaxactún, de unos 800 habitantes, vive uno de las temporadas más altas de visitantes donde los artesanos pueden lograr mayores ingresos con la venta de recuerdos, los comedores locales y los guías que realizan los recorridos junto con los grupos.

Varias personas presenciaron la ceremonia que se realizó durante el amanecer el 20 de marzo, el primero del equinoccio de primavera. (Foto: Fredy Hernández/Soy502)
Varias personas presenciaron la ceremonia que se realizó durante el amanecer el 20 de marzo, el primero del equinoccio de primavera. (Foto: Fredy Hernández/Soy502)

¿Qué más hay?

Mientras tanto, los guías no se dan a basto para ofrecer los recorridos a las estructuras que han sido halladas en esta comunidad, muchas de ellas aún cubiertas por el follaje de la selva.

Marbea Núñez, una de las guías de la comunidad, explica que la mayoría de los visitantes recorren el Grupo E por ser el sitio donde se encuentra el Observatorio Astronómico más exacto de la región, pero también existen puntos importantes que se deben conocer.

Marbea Núñez lleva varios años explicando a los visitantes cada uno de los grupos de estructuras mayas que hay en Uaxactún. (Foto: Fredy Hernández/Soy502)
Marbea Núñez lleva varios años explicando a los visitantes cada uno de los grupos de estructuras mayas que hay en Uaxactún. (Foto: Fredy Hernández/Soy502)

Entre estos lugares está Palacio en el Grupo A, desde donde se observaban las ceremonias y era donde habitaba uno de los hijos del Rey Rana Humeante, un conquistador proveniente de Teotihuacán, según los rasgos que se han hallado en esta ciudad.

Otra de las estructuras sobresalientes es la estela que detalla sobre una mujer que dio a luz a uno de los gobernantes de esta ciudad, así como el número 8, del cual proviene el nombre Uaxactún, el cual significa “Ocho Piedras”.

Los turistas extranjeros se quedan sorprendidos con la riqueza histórica de Uaxactún. (Foto: Fredy Hernández/Soy502)
Los turistas extranjeros se quedan sorprendidos con la riqueza histórica de Uaxactún. (Foto: Fredy Hernández/Soy502)

Además, en el grupo B se halla la estela en la que se encuentra tallado el Rey Rana Humeante, el cual se diferenciaba de los gobernantes de la zona por tener una orejera más grande y joyería característica de esta ciudad más al norte de Petén.

Este es el Rey Rana Humeante que llegó a gobernar a esta ciudad. (Foto: Fredy Hernández/Soy502)
Este es el Rey Rana Humeante que llegó a gobernar a esta ciudad. (Foto: Fredy Hernández/Soy502)

Esta es la estela en la que está representado el rey quien se cree que llegó de Teotihuacán. (Foto: Fredy Hernández/Soy502)
Esta es la estela en la que está representado el rey quien se cree que llegó de Teotihuacán. (Foto: Fredy Hernández/Soy502)

También se ubican la plaza oeste donde se encuentra la estructura del Juego de Pelota y el Palacio de las Doncellas.

La comunidad de Uaxactún se encuentra dentro de una de las concesiones forestales más exitosas de la Reserva de la Biosfera Maya, donde se conserva el 75% del bosque se mantiene bajo estrictos cuidados de incendios, caza y tala ilegal.

  • TE PUEDE INTERESAR: 

Comentar
cerrar