17/04/2021

  • Comunidad

Científica dedica poema a las “niñas que no murieron de amor”

  • Por Fredy Hernández
19 de febrero de 2021, 08:02
La doctora Susana Arrechea dedicó un emotivo poema y sueña con que su hija pueda vivir en una Guatemala segura. (Foto: Elsevier)

La doctora Susana Arrechea dedicó un emotivo poema y sueña con que su hija pueda vivir en una Guatemala segura. (Foto: Elsevier)

La doctora Susana Arrechea recibió el pasado 18 de febrero la medalla al Honor y la Gloria otorgada por la Oficina Nacional de la Mujer.

EN CONTEXTO: Madre encara a acosador de su hija y narra lo ocurrido

En esa fecha se celebró el Día de la Mujer de las Américas, donde la científica fue reconocida junto con otras ocho ciudadanas que han hecho aportes a la sociedad desde distintas áreas como la educación, la salud y la ciencia.

Sin embargo, uno de los momentos más emotivos de la ceremonia fue el momento en que Arrechea recitó una versión propia del poema “La niña de Guatemala” de José Martí, en el que hace énfasis en los acontecimientos donde donde pequeñas han sido víctimas de violencia y acoso en Guatemala. 

 

“Mis abuelos siempre contaban que la única persona que murió de amor fue la niña de Guatemala. Les voy a recitar una nueva versión de este famoso poema que escribí inspirada en hechos recientes.

Quiero online en esta sala,

Contar este cuento con dolor

Las niñas de Guatemala

Las que no murieron de amor
.

.

Eran acosadores en San Marcos

Y la justicia vendada

Y a Sharon, la enterramos

Su caja me dejó helada.

Ellas con oportunidades robadas

Unas soñaban con ser científicas ¡Qué dolor!

La maldad volvió, quedaron rodeadas

Ellas no se murieron de amor.

.

Sino por la injusticia que anda

por las calles llenas de dolores,

detrás iban nuestros corazones en banda

Todos rogando ¡Guatemala, no llores!

.

Las niñas siguen soñando ver

Sus metas crecer, llegar al mirador;

Se quieren convertir en mujer,

Ellas no murieron de amor.

Como reflexión creciente,

la triste despedida,

Era su mente -¡la mente

que más hemos amado en la vida!...

.

Se perdió su inocencia

Salen a la calle con temor

Dicen que murieron de violencia,

y no murieron de amor.

.

Es una injusticia helada,

Que ciega y llena los barrancos:

Leo de ellas angustiada,

¿Hasta cuándo seremos blancos? 

.

Ni una más clamemos al amanecer

Merecen vivir sin temor

para que nunca más volvamos a ver

a las que no murieron por amor".

.

El poema fue dedicado a las niñas que, como Sharon Figueroa, fueron víctimas de la violencia, y de la pequeña de nueve años, acosada por un hombre, que ya fue detenido por las autoridades hace unos días.

  • TE PUEDE INTERESAR: 

Comentar
cerrar