20/09/2020

  • Investigación502

Exembajador de Jimmy Morales inicia otro lobby en EE.UU.

  • Por Jessica Gramajo
10 de septiembre de 2020, 07:09
El exembajador de Guatemala en Washington, Manuel Alfredo Espina Pinto, inició un nuevo cabildeo en EE.UU. (Foto: Archivo/Soy502)

El exembajador de Guatemala en Washington, Manuel Alfredo Espina Pinto, inició un nuevo cabildeo en EE.UU. (Foto: Archivo/Soy502)

El exembajador de Guatemala en Washington, Manuel Alfredo Espina Pinto, contrató a una firma de cabilderos para que los medios estadounidenses le permitan escribir columnas de opinión, pero el contrato deja abierta la posibilidad que se brinden servicios adicionales.

Espina Pinto fue una de las piezas clave para que el expresidente Jimmy Morales logrará acercamientos con autoridades de Estados Unidos (EE.UU.), en su lucha por expulsar del país a la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala (CICIG).

  • TE PUEDE INTERESAR:

A pesar de no tener experiencia diplomática, Espina Pinto fue nombrado embajador de Guatemala en Washington por ser uno de los líderes en el país de la organización evangélica Guatemala Próspera.

Esta actividad le permitió a Espina Pinto forjar una importante red de relaciones con senadores y congresistas estadounidenses de ambos partidos, pero sobre todo con republicanos. Entre estos contactos destacan algunos como el senador de la Florida Marco Rubio, que más adelante jugaría un papel importante en la agenda exterior del gobierno de Jimmy Morales 

El contrato

Aunque dejó el cargo de Embajador, ahora el exdiplomático contrató a la firma de asuntos públicos de Washington Rokk Solutions, a la que le pagará 1,500 dólares (unos Q11,550) mensuales para promover sus artículos de opinión en los medios estadounidenses. O bien, 2,500 dólares (alrededor de Q19,250), si además de impulsarlos, la firma los redacta.

(Fuente: Rokk Solutions)
(Fuente: Rokk Solutions)

Quien firma el contrato es el abogado Ramiro Maldonado Zuleta, egresado de la Universidad Francisco Marroquín, residente en Washington y que ha apelado por la despenalización de las drogas.

El compromiso adquirido por el exembajador tiene duración de un año, a partir del 3 de agosto y ya comenzó a dar sus frutos, pues logró incluir un artículo de opinión en The Hill, según reveló el medio ForeignLobby.

"Comunista"

En el artículo, titulado "El caso de un renovado compromiso de EE.UU. en América Latina", Espina Pinto responsabiliza a China de ocultar el coronavirus y pide a los estadounidenses poner atención al avance de ese país, al que califica como "comunista" y sugiere invertir en un centro logístico de ferrocarriles para conectar puertos de Guatemala, El Salvador y Honduras.

Como colaboradores del artículo de opinión aparecen el congresista republicano Rick Crawford, representante de Arkansas, y el expresidente de la Cámara de Representantes, Newt Gingrich.

Para el excanciller Edgar Gutiérrez, "Espina es el primer exembajador que se queda en WDC como lobista a través de terceros de algún sector privado. Tendrá que construir su agenda, pues la coyuntura anti Cicig en la que él fue exitoso, ya pasó, y en un escenario de gobierno demócrata a partir de 2021, quedaría sin audiencia en los centros de poder".

Mientras que una fuente de Washington aseguró que Espina ha estado ofreciendo sus servicios como lobista a empresarios guatemaltecos, con el propósito de posicionar sus agendas en EE.UU.

El exembajador

Espina Pinto es hijo del exvicepresidente Gustavo Espina, compañero de fórmula del expresidente Jorge Serrano Elías. Después del autogolpe, ambos huyeron del país.

Sin embargo, el exembajador logró ganarse la confianza de Morales por su cercanía a republicanos poderosos. Incluso, en 2018 recibió al yerno de Trump y al negociador de paz de Medio Oriente, Jared Kushner, en una cena con 10 embajadores latinoamericanos, según reportó el Washington Post y remarcó Foreign Lobby en su reportaje.

En la gestión de Espina Pinto como embajador, Morales acordó mover la embajada guatemalteca de Tel Aviv a Jerusalén, de la misma manera en que lo hizo la Casa Blanca. Esta decisión fortaleció las relaciones del gobierno de Jimmy Morales con el actual gobierno de Israel y con la administración de Donald Trump

Además, utilizó un discurso de apoyo a la lucha contra la migración, al extremo que pidió al presidente Trump la presencia de militares estadounidenses en territorio guatemalteco, con el fin de asegurar la frontera entre Guatemala y México.

Mientras que una fuente de Washington aseguró que Espina ha estado ofreciendo sus servicios como lobista a empresarios guatemaltecos, con el propósito de posicionar sus agendas en EE.UU.

  • NO DEJES DE LEER:

Comentar
cerrar