21/01/2022

Lucha contra la corrupción una promesa de campaña difícil de cumplir

  • Por Heidi Loarca
14 de octubre de 2021, 16:12
El presidente Giammattei aseguró que iba a luchar contra la corrupción y brindar transparencia. (Foto: archivo/Soy502)

El presidente Giammattei aseguró que iba a luchar contra la corrupción y brindar transparencia. (Foto: archivo/Soy502)

Lucha contra la corrupción se ha convertido en una promesa de campaña difícil de cumplir ofrecida por el presidente Alejandro Giammattei

OTRAS NOTICIAS: Lista Engel: Las implicaciones para los guatemaltecos incluidos

“Vamos a fortalecer al Ministerio Público y al Organismo Judicial para luchar contra la corrupción que nos ha robado el sueño de ser un país diferente”, aseguró Alejandro Giammattei el 6 julio 2019 cuando era candidato presidencial. Dos años después de esta promesa la reputación de Guatemala está agrietada en la lucha contra la corrupción y la transparencia.

Desde el inicio de su periodo presidencial, Alejandro Giammattei se ha enfrentado al reto de manejar la pandemia del Covid-19, para ello ha necesitado de ampliaciones presupuestarias para adquisición de las vacunas y otros aspectos relacionados.

Uno de los temas más controversiales que no se logra develar es el famoso contrato con los rusos para la compra de las vacunas Sputnik V cuya transacción se hizo con la compañía Human Vaccine LLC (Limited Liability Company).

Yo quiero gobernar este país para el bien de mi gente y siempre voy a dar la cara
Alejandro Giammattei

Los firmantes del contrato se supone son la exministra de Salud Pública y Asistencia Social, María Amelia Flores y Alexander Chistyakov de Human Vaccine. Lo que se sabe es que originalmente se hizo una compra de 8 millones de inmunizaciones de dos dosis cada una. Aunque las autoridades aclararon que solo desembolsaron el 50% ( Q.614.5 millones) las vacunas han llegado a cuentagotas, 1.8 millones de primera dosis y 860 mil del segundo componente han llegado al país en diferentes fechas.

Se hizo una renegociación que cubre únicamente el monto ya pagado, pero de ese nuevo contrato tampoco se conocen los detalles.Varios guatemaltecos y entidades han cuestionado el secretismo con el que se manejaron dichos contratos, ya que en apariencia poseen cláusulas de confidencialidad.

Este problema lo afrontan otras naciones como Argentina, donde los medios de comunicación de ese país revelaron que Human Vaccine es una firma de responsabilidad limitada sin empleados declarados ni antecedentes comerciales que fue inscrita el año pasado en el registro ruso de compañías Egrul y que es manejada por el centro corporativo del Fondo de Inversión Directa de Rusia (RDIF, por su sigla en inglés).

De Chistyakov se sabe que no posee experiencia en el sector sanitario y actualmente es presidente de una empresa de desarrollo petrolero y geológico. El Ministerio de Salud se ha negado a entregar copia del recontrato de la compra de las vacunas rusas. Así lo informaron la contraloría General de Cuentas y el Ministerio Público.

Al intentar rastrear la compra de la vacunas rusas por medio del portal Guatecompras no aparecen solo se pueden encontrar generalidades de la compra de las vacunas adquiridas por medio del mecanismo Covax.

Francisco Quezada, analista del Centro de Investigaciones Económicas Nacionales (CIEN) sostiene que "ya tenemos varios presidentes que han llegado a la presidencia en un discurso anticorrupción, Alfonzo Portillo, Otto Pérez, etc. se para haciendo es una bandera política en lugar de entrarle a fondo al tema. Sin embargo, el lado técnico que tiene que ir al combate a la corrupción es el que nadie le pone atención entonces por eso la corrupción escandaliza porque se maneja mediáticamente, pero seriedad en transformar el sistema en Guatemala a un sistema que no sea propicio para que los oportunistas se lleguen a aprovechar de eso no se ha visto". 

La incómoda pregunta a Giammattei

Durante la visita de la Vice Presidenta de Estados Unidos Kamala Harris a Guatemala, en conferencia de prensa, la periodista Alexandra Jaffe, de la Associated Press (AP) le preguntó a Giammattei sobre las críticas por su trabajo en materia de corrupción, pero este le ignoró inicialmente la pregunta. Luego el periodista Ed O’Keefe, de la CBS News volvió a abordar el tema y el gobernante guatemalteco respondió irritado: “Yo le quisiera preguntar a usted ¿en cuántos casos de corrupción he sido señalado? Y le puedo dar la respuesta: Cero”.

 

Al respecto de esa respuesta, resulta que sí hay sospechas de que pueda estar involucrado en actos de corrupción y puede ser la razón por la que Juan Francisco Sandoval fuera destituido de la Fiscalía Especial Contra la Corrupción (FECI) el pasado 23 de julio.

Sandoval indicó que investigaba información sobre el posible traslado de dinero en efectivo de un hotel en la zona 10 hacia la casa del mandatario entre abril y mayo de este año. Y según relató el exfiscal  fue sancionado por haber iniciado la investigación. Giammattei negó las acusaciones.

El diario estadounidense The New York Times semanas atrás reveló que salió a la luz una declaración de una persona que asegura que hubo una entrega de dinero a Giammattei envuelta en una alfombra. El titular de la Fiscalía Especial Contra la Impunidad (FECI), Rafael Curruchiche, aseguró que no hay indicios de que se estuviera haciendo alguna investigación relacionada con un supuesto soborno por parte de los rusos hacia el presidente de la República, Alejandro Giammattei.

Si embargo, la bancada de la Unidad Nacional de la Esperanza (UNE) descubrió que la visita de los rusos fue con fines de intención de explotación minera, especialmente de uranio.También está bajo la lupa el posible nexo de Giammattei con los Q 122 millones que la Feci incautó los cuales están vinculados al exministro de Comunicaciones, José Luis Benito, quien se encuentra prófugo de la justicia desde octubre de 2020.

La pandemia, una oportunidad para la corrupción

El Índice de Percepción de la Corrupción (IPC) 2020 destaca que la corrupción socava la capacidad de los estados para responder a emergencias como la doble crisis económica y de salud provocada por la pandemia de Covid-19.

Explica que la corrupción desvía fondos de servicios esenciales como la atención médica, dejando a los países de todo el mundo vulnerables y mal preparados para hacer frente a las crisis de salud pública.

La falta de transparencia en la asignación de recursos, una práctica asociada positivamente con la corrupción, debilita la eficiencia de las respuestas a las crisis. El estudio puntualiza que los países que tienen un desempeño deficiente en el control de la corrupción tienden a violar los derechos humanos y las normas democráticas en su manejo de la pandemia de Covid-19.

En el mapa se muestra en color amarillo los países que gozan de un índice bajo de percepción de corrupción y en color rojo los que gozan de mala reputación por tener una percepción alta de corrupción. Guatemala está en rojo. (Gráfica: IPC)
En el mapa se muestra en color amarillo los países que gozan de un índice bajo de percepción de corrupción y en color rojo los que gozan de mala reputación por tener una percepción alta de corrupción. Guatemala está en rojo. (Gráfica: IPC)

Cabe recordar el revés que sufrieron los decretos 6-2021 y 7-2021 relacionados con el Estado de Calamidad que el Congreso de la República improbó. Solo durante el tiempo que permanecieron vigentes los citados decretos (una semana), en Guatecompras se registraron 199 concursos en modalidad de compras por excepción amparados con los decretos en mención. Todos están prescindidos.

Por otro lado, se ha evidenciado la precariedad en la que se encuentran los enfermos del Covid-19 en los hospitales públicos, insumos médicos y otras carencias. En los últimos 10 años que abarcan los gobiernos de Álvaro Colom, Otto Pérez, Jimmy Morales y Alejandro Giammattei, Guatemala ha caído del puesto 91 en 2010, al 149 en 2020, es decir, 58 posiciones en el IPC a nivel mundial.

Soy502 solicitó a la Secretaría de Comunicación Social de la Presidencia sobre el tema de esta nota y de las otras promesas de campaña. Sin embargo, Patricia Letona, la titular de esa entidad no respondió a la solicitud, pese a que el Presidente Alejandro Giammattei siendo presidente electro en 2019 ofreció una declaración al medio estadounidense CNN donde aseguró que iba a sostener una comunicación constante con los medios de comunicación.

"Soy un hombre que toma decisiones y las aplica, reconozco mis errores cuando los comete. Yo me comprometo con usted, va a tener cuatro años donde yo le voy a estar dando la cara a usted y a la prensa en general. Si yo me quiero ganar la confianza de la población guatemalteca lo tengo que hacer a través de ustedes los comunicadores sociales. Un gobierno que no comunica es un gobierno que no gobierna, yo quiero gobernar este país para el bien de mi gente y siempre voy a dar la cara", aseveró Giammattei a CNN.

Retrocesos y crecimiento Estatal desordenado

El analista Manfredo Marroquín de Acción Ciudadana considera que el actual gobierno de Giammattei es el periodo democrático de la historia desde el 1985 en que el proceso democrático no solo se detuvo sino que esta retrocediendo aceleradamente. "La presidencia de Giammattei va a ser recordada como el periodo más oscuro a pesar que hemos tenido periodos graves como el de Otto Pérez o Jimmy Morales", puntualiza.

Marroquín explica que en términos de retrocesos institucionales hay un desmantelamiento del estado de derecho porque prácticamente ya no queda nada, desmantelaron el ministerio publico, están desmantelando el Organismo Judicial y se quedó con una corte cuestionada. "Están removiendo fiscales les están quitando casos a fiscales para dárselos a fiscales más dóciles a la autoridad de la Fiscal General, hay que volver a reconstruir el MP cumplió lo contrario, cumplió en desmantelar la lucha contra la corrupción", aseveró. 

Dice que "las denuncias contra el presidente no avanzan, las denuncias por la firma de ese contrato lesivo (vacunas rusas) a todas luces no pasa nada porque se desmanteló toda la justicia en el país. Ahorita presentar algo es contraproducente porque al que presenta denuncia germinan mandándolo a investigar", señaló.

Por su parte, Quezada, estima que el tema de la corrupción se ha abanderado políticamente, "quiere decir que si yo soy anticorrupción probablemente me genere adeptos y si soy corrupto probablemente me genere rechazo y por eso aquí en Guatemala al que no me gusta, o no es de mi linea política yo le digo que es corrupto o vice versa ", explica.

Quezada opina que eventos como el contrato de las vacunas rusas o la destitución de Sandoval son percepciones, no son mediciones.  Indica que "se trata de cómo impacto yo mediáticamente para destruir a mi rival político y cómo me agencio yo de abanderarme de anticorrupción y al otro lo pongo en el pacto de corruptos. Entonces al final la corrupción es un flagelo enorme pero solo se maneja políticamente y se maneja a base de percepciones. No hay un solo estudio en Guatemala donde se analice donde están los focos de corrupción, cuáles son, sino todo se mediatiza".  

Otro factor que se relaciona con la corrupción es el crecimiento del aparato estatal dice Quezada. "Cada vez tenemos un estado mas grande cada vez tenemos mas empleados públicos cada vez tenemos menos servicios y cada vez tenemos a una contraloría que no va a lograr fiscalizar a un estado que esta creciendo a estos niveles hasta que la sociedad no se comprometa a que el estado no puede carecer desordenadamente.

El analista indica que esto se refleja en solo crecer en gasto pero no en servicio y cuando el estado crece a esos niveles es muy difícil fiscalizarlo. En un estado grande es mu fácil desviar dinero para otros propósitos. Lo ideal sería un estado concentrado en lo esencial, uno pequeño que presten buenos s servicios y que sea muy fiscalizable. Es necesario detener el botín de empleo que es una de las manifestaciones mas perniciosas de corrupción, puntualiza.

Comentar
Obteniendo...
Obteniendo...
Obteniendo...
Obteniendo...
Obteniendo...
Obteniendo...
Obteniendo...
Obteniendo...
Obteniendo...
cerrar