• Voces

La receta de Luis Von Ahn para ser creativo

  • Por Daniel Herbruger
Luis Von Ahn agenda dos horas diarias para no hacer nada. (Foto: Wilder López/Soy502)

Luis Von Ahn agenda dos horas diarias para no hacer nada. (Foto: Wilder López/Soy502)

La semana pasada compartí la primera parte de mi conversación con Luis Von Ahn, el chapín fundador de Duolingo y creador de ReCaptcha. 

Aquí está la parte final de la entrevista. 

1. Un carro es pésima inversión

Von Ahn maneja un Tesla, un vehículo valorado en más de 100 mil dólares. ¿El criterio para comprarlo? Que cuenta con más de medio millón de dólares. 

Según el empresario, un carro es una mala inversión por cualquier lado que se le vea y por eso, para manejar un Tesla tienes que tener por lo menos cinco veces el valor del carro. ¿Tienes tú en el banco suficiente dinero para comprar cinco veces tu carro? 

2. Puedes tener el escritorio desordenado

Al preguntarle sobre su escritorio, me dijo que mantiene un desorden: una laptop, marcadores de pizarra, un montón de papeles y varios vasos de agua vacíos. 

Contrario a lo que te enseñaron en el colegio, hay más de una forma de trabajar bien. 

3. La educación para el siglo 21

Tras haber promovido la tremenda transformación educativa que implica Duolingo, quise preguntarle cómo debería ser el colegio de hoy.  


Con frustración admitió que todos tienen una opinión y nadie quiere quitar lo que le interesa. 


Sin embargo, sus dos recomendaciones más importantes fueron: “aprender a aprender” e incluir una clase sobre cómo tratar a tu pareja, una especie de “relaciones interpersonales 1”. 

4. Dos horas para no hacer nada 

Debido a la rutina del mundo industrial, la jornada laboral y escolar en el mundo usualmente comprende ocho horas y se espera que en todo momento estés haciendo algo o pretendiendo hacer algo. 

No para Luis: él ha descubierto que las mejores ideas y soluciones a los retos en su trabajo vienen de no hacer literalmente nada y aburrirse. 

En un mundo con bombardeo sensorial las 24 horas, considera que el aburrimiento y el tiempo libre pueden ser catalizadores para soluciones. Si tienes hijos no les quites el regalo del aburrimiento. 

5. No se preocupa por el dinero

Para cerrar con broche de oro, me moría de las ganas de saber qué consejo financiero podía ofrecernos, pues Von Ahn podría darse el lujo de no trabajar por el resto de su vida, pero opta por hacerlo con mucha disciplina. 

Me confesó que no tiene un presupuesto y que no es bueno para manejar el dinero en el sentido de estarlo invirtiendo más que en su propio negocio. 

“No gasto más de lo que gano. Simplemente no me preocupo por el dinero pero tampoco estoy tratando de comprar un submarino ni tampoco de tener mi propia planta nuclear", concluyó.

Más de Daniel Herbruger:

08 de marzo de 2018, 18:03

Comentar
cerrar