*Causa ajena al COVID-19

  • Comunidad

La "farmacia viviente" que investigan científicos en Guatemala

  • Por Fredy Hernández
09 de mayo de 2019, 10:05
El reptil vive en los bosques y zonas áridas en la cuenca del Motagua. (Foto: Fredy Hernández/Soy502)

El reptil vive en los bosques y zonas áridas en la cuenca del Motagua. (Foto: Fredy Hernández/Soy502)

El heloderma es un reptil que vive en las orillas del río Motagua y que se encuentra en peligro de extinción. La caza ilegal, la contaminación y los incendios son los principales enemigos de esta especie.

Este animal posee un veneno poderoso, pero este mismo cuenta con propiedades curativas que han empezado a ser estudiadas en Guatemala.

El Centro de Estudios Ambientales y Biodiversidad de la Universidad del Valle de Guatemala han dedicado varios años a la investigación del “niño dormido” para establecer las propiedades curativas del su veneno.

Las sustancias del veneno del heloderma se utilizan para el tratamiento de obesidad al aumentar el metabolismo de los azúcares en el cuerpo del paciente. Además, se han desarrollado medicinas para tratar la diabetes tipo dos con las sustancias extraídas del veneno del lagarto escorpión.

"La calidad de vida de las personas diabéticas mejora con este tratamiento ya que en lugar de inyectarse insulina tres veces al día, el paciente se inyecta una vez a la semana", explica Daniel Ariano, investigador del Centro de Estudios Ambientales y Biodiversidad y catedrático del Departamento de Biología de UVG.

Al rescate

Debido a la amenaza que asecha a esta especie, la entidad Zootropic, una Organización No Gubernamental, adquirió una extensión de 58 hectáreas en las que se protege al heloderma y se desarrolla un programa de conservación.

En 2003 se estimaba que la población del lagarto escorpión era menor a 250 ejemplares en todo el bosque seco de Guatemala. Con el programa de conservación y protección, se estima que actualmente hay más de 500 de ellos.

  • TE PUEDE INTERESAR: 

*Infografías: Actualidad UVG y Pedro Barrera

*Con información de Noticias UVG

Comentar
cerrar